20120127 ARCTIC MONKEYS @ MADRID (CRÓNICA)

¿PODRÍA ALGUIEN MÁS SER TAN PRECISO? ¡POR SUPUESTO QUE NO!





Después de salir de gira por Australia y poco a poco dejar anteriores canciones del setlist en el congelador, los Arctic Monkeys llegan a España con un centenar de conciertos después de lanzar su álbum de 2011 “Suck It And See“.

Precedido por un impresionante teloneo de Miles Kane, los Monkeys empezaron con Don’t Sit Down ‘Cause I’ve Moved Your Chair. El cantante Alex Turner ofreció su actitud más firme y siguió adelante con Teddy Picker. La potencia de los temas se mantenía en sus
brillantes interpretaciones instrumentales y estuvo patente durante no sólo en sus dos primeras canciones, como cualquiera podrían esperar de una banda que aún no es de difusión masiva. Un ejemplo de esto fue su Crying Lightning más allá del sonido del estudio.




Su imagen compacta de post-punk, retro-rock (bajista excluido) tenía sentido con su
perfecta (aunque ligeramente subida de tempo) actuación. Hellcat Spangled Shalala y Black Treacle dieron oxígeno a los asistentes, pero no lo suficiente como para relajarse porque ni el ritmo ni el tempo no le permitirían. En realidad, el guitarrista Jamie Cook no pudo esperar los primeros treinta minutos para quitarse su chaqueta de cuero negro de estilo rocker (¡cremalleras incluidas!).
Brainstorm llegó y explicó alto y claro por qué decenas de miles de personas pasaban la noche del viernes allí. Ahora por el contrario, The View From The Afternoon, I Bet You Look Good On The Dance Floor mantuvo a la gente en un estado de ánimo positivo y muy de baile. Las guitarras bailables nos llevaron a Library Pictures como un paso intermedio para un pequeño “bajón” en Evil Twin, en comparación con la
impactante y eléctrica experiencia anterior.
Pero por si cualquier despistado se dormía, el baterista Matt Helders llevó la voz cantante mientras que el lider, y el bajista Nick O’Malley pasaban a los coros en Brick By Brick, que tuvo a todo el mundo despierto. El lider fue capaz de demostrar sus habilidades como guitarrista con su Gibson negra y sin su gemela chaqueta de cuero negro rockera (sí, sí, con cremalleras, por si lo quieres saber). Echamos de menos Little Illusion Machine (Wirral Riddler) en la lista de canciones, aunque no la echó en falta el público, sin embargo.  

This House Is A Circus fue la encargada de mantener el buen humor en una especie de autoversión mejorada de su propia canción, donde la batería y las guitarras fueronc aún más complejas y más oscuras que nunca antes.
Still Take You Home, con interludio de
guitarras hizo bailar y botar incluso a abuelos y después de Pretty Visitors, en la que teclista John Ashton fue presentado, el líder aprovechó el apoyo más amplio, para salir de su guitarra y sostener el micrófono y actuar aún más en un manera aún más directa.
She’s Thunderstorms y Do Me A Favour, los del Ártico mostraron (lucieron?) Sus mejores juguetes de seis cuerdas y los utilizaron en la única manera que podían hacer. When The Sun Goes Down en comparación con los anteriores se veía y sonaba como en cámara lenta, pero en realidad todo el mundo estaba encantado, y llegó el primer ‘adiós’.

 Tres minutos después de ir escaleras abajo detrás del escenario volvieron, pareciendo un poco más cansados con Suck It And See. No tan veterana en setlists como la anterior canción, tal vez debería ser replanteada de nuevo para abrir los bises. De todos modos, Fluorescent Adolescent llegó al público como lo es, reclamada por todos (y es que las canciones lentas no son demasiado populares para un público de pie).
“Muchas gracias!”, Dijo el líder de adiós con 505 vistiendo la camiseta desnuda sin la guitarra sobre la misma. Hizo un breve discurso que perfectamente sincronizados con los técnicos y Miles Kane de vuelta a la escena ahora como guitarra solista (sin micro esta vez esta vez). Teclas otra vez, interminables ecos y reverberaciones crearon el ambiente perfecto para una canción que merece su papel de “fin de concierto” rascando el rango de himno para las personas que compartieon uno de los mejores espectáculos allí.
Los miembros de la banda hicieron un concierto perfecto, pero los instrumentos no estaban nada mal. Fenders Jaguar, Gibsons y batería con la bandera británida al estilo Sex Pistols.
¡Buena suerte, chicos! ¡A por todas de nuevo mañana en el Palau Sant Jordi de Barcelona!



SETLIST / REPERTORIO EN MADRID:

    Don’t Sit Down ‘Cause I’ve Moved Your Chair
    Teddy Picker
    Crying Lightning
    The Hellcat Spangled Shalalala
    Black Treacle
    Brianstorm
    The View From The Afternoon
    I Bet You Look Good On The Dancefloor
    Library Pictures
    Evil Twin
    Brick by Brick
    This House Is A Circus
    Still Take You Home
    Pretty Visitors
    She’s Thunderstorms
    Do Me A Favour
    When The Sun Goes Down

Bises / Encore

    Suck It and See
    Fluorescent Adolescent
    505

20120127 ARCTIC MONKEYS @ MADRID (CRÓNICA)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Scroll to top

By continuing to use the site, you agree to the use of cookies. more information

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close