FIB 2018 – CRÓNICA (VIERNES)

Ayer, viernes 20 de julio tuvimos sobre las tablas a The Killers, Eric Prydz, The Vaccines, Catfish y The Bottlemen, The Charlatans, Sleaford Mods, Anna Calvi… ¡¡¡y muchos otros!!!

Por supuesto, los “kings” -independientemente de la k- fueron los Killers, quienes se presentaron en español como ‘Los Asesinos’. La banda de rock heartland de Las Vegas, Nevada, EE. UU., mantuvo a todos con los ojos bien abiertos. El grupo de Brandon Flowers está de gira con Wonderful Wonderful (2017). De éste -su quinto álbum- eligieron The Man (tema de apertura del concierto), Run for Cover, The Calling (que abrió los bises, cuando Flowers apareció de repente vestido como un flamante cowboy de lentejuelas doradas) y Tyson vs. Douglas, que sonaba exactamente como reproducida de Spotify porque respetaba hasta la voz en off grabada al inicio de la pista del álbum.

Todo el set fue increíble, como sólo las bandas que merecen el título de increíble pueden hacerlo. A excepción de Smile Like You Mean It, que sonaba como bajada de tono, más grave, y con las teclas casi inexistentes en presencia. Sin embargo, la magia irradiaba del escenario a las melodías de Somebody Told Me, Spaceman, The Way It Was y For Reasons Unknown. En esta canción, la batería la tocó un fan que Flowers eligió del público asegurándose de que fuera español. El baterista Ronnie Vannucci Jr. instruyó adecuadamente a su invitado y el chaval fue muy aplaudido. El líder habló su mejor español y pidió “¡Dadme vuestra luz!” para que los asistentes lo arroparan con las luces de sus teléfonos móviles en la preciosa A Dustland Fairytale. Read My Mind, con el invitado especial Ryan Evan McCann (vocalista principal de Catfish and The Bottlemen, que había estado tocando horas antes en ese mismo escenario),

All These Things That I’ve Done y, finalmente, When You Were Young constituyeron el cierre del set antes de los bises.

Después de The Calling (con traje de cowboy con lentejuelas, como dijimos antes), Human -introducida con cierto significado filosófico y filantrópico en las pantallas-, y Mr. Brightside, el broche de oro de la actuación. Este mega hit de su primer álbum, Hot Fuss (2004), fue una agradable sorpresa para nosotros porque comenzó con una versión de sí misma que dificultaba su identificación, y de repente la versión original explotó ante los asistentes, quienes posiblemente en este momento sigan aún dando botes después de aquello.

Pero mucho más pasó ayer en FIB 2018. The Vaccines, aterrizó en el escenario principal del FIB 2018 y comenzó a desatar sus éxitos. Canciones tan populares como Wreckin’ Bar (Ra Ra Ra), Teenage Icon, Wetsuit, Post Break-Up Sex, Handsome, I Always Knew y If You Wanna. ¡La banda de garage surf rock de Justin Hayward-Young lo partió con su cuarto y último álbum Combat Sports (2018) ante una audiencia impresionada! Nightclub (canción de apertura de la actuación), Out On The Street, Your Love Is My Favorite Band y I Can Not Quit (cierre del espectáculo) fueron las canciones escogidas por el grupo de West London, Inglaterra, para quedar en las retinas y las cócleas del público del FIB 2018.

Horas antes, Catfish and The Bottlemen, habían estado dando una lección de post-punk revival indie también en el escenario principal del festival. La banda de Llandudno, Gales, Reino Unido, formada por Ryan Evan McCann (voz principal, guitarras), Benji Blakeway (bajo), Robert Hall (batería) y Johnny Bond (guitarras) interpretaron éxitos de su popular primer álbum, The Balcony (2014) como Homesick, Kathleen, Pacifier, Cocoon y Tyrants, y ‘nuevas’ canciones de su último disco LP, The Ride (2016) como Soundcheck, Twice y 7. Han pasado una buena temporada girando como teloneros de Green Day. ¿Es posible que esa sea la razón por la cual no hay más material nuevo?

El productor sueco Eric Prydz, plasmó el sonido tech house progresivo de su Opus (2016) en un set de dos horas que incluso hizo vibrar el suelo.

En el segundo escenario, Sleaford Mods, de Nottingham, Inglaterra, escupió su electro-punk irreverente y minimalista sobre los no muchos testigos que podían darse el lujo de perderse The Vaccines en el escenario principal. Una parte impactante del espectáculo fue ver a Jason Williamson pidiendo a la audiencia que ‘cuidara su lenguaje’ poco antes de decir ‘¿A dónde carajo vais? ¡Esto es lo que es (lo que hacemos)… esto es lo que siempre ha sido!’. Aún más sorprendente fue ver a Andrew Fearn tocar el botón de reproducción y dar un paso atrás para disfrutar de su eterna lata de cerveza… aunque sabemos que ‘eso era lo que era (lo que hacían)… eso era lo que siempre había sido’…

Por último, pero no menos importante, la muestra de Art rock de Anna Calvi. La cantante y guitarrista de Twickenham, Inglaterra, es muy popular especialmente por su estilo al tocar la guitarra. Presentó algunas canciones de su próximo tercer álbum, Hunter, que se lanzará el próximo mes. Sonaron temas como As A Man, Hunter, e Indies Or Paradise.

¡Hoy será el turno de Pet Shop Boys, Chase y Status (en vivo), The Kooks, Belle & Sebastian, Giggs, Metronomy, The Horrors, Toundra, Monarchy y muchos más conciertos increíbles! ¿Lo vas a presenciar o no?

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *